¡Y de momento sigo vivo!

Han sido 3 años duros, difíciles, sencillamente jodidos.

Ha sido dinero tirado y ha sido dinero bien invertido.

Han sido quejas, han sido alagos.

No tengo un duro, pero otras cosas he ganado.


Me ha venido la inspiración divina, o más bien la valentía de contar algo muy personal. Desde mis entrañas, te voy a contar los errores y los aciertos que he cometido desde el día que cree mi primera empresa, hasta día de hoy, todo desde un punto de vista económico, con el fin de que te pueda servir a la hora de tomar algunas decisiones, evitando que cometas los mismos errores que yo, y con la esperanza de que algunos de mis posibles aciertos sean de utilidad a cualquier persona emprendedora. Algunos de los errores, me dan incluso vergüenza haberlos cometido y publicarlos, pero bueno, allá vamos…

Un día cualquiera, cojo y decido montar una empresa en internet. Tenía más o menos claro que quiero crear un ecommerce de productos tecnológicos, y vi que había mucha expectación con vistas a futuro en la tecnología wearable, aunque la demanda en nuestro país de momento era muy baja. Decido apostar por este tipo de tecnologías, ya sabes, smartwatches, smartglasses, y todo tipo de artilugios inteligentes, y pienso que a corto plazo en España la gente se va a interesar por estos productos. No me equivocaba.

Tienda Online

Lanzamiento de la tienda online en noviembre 2013

No invierto ni un sólo euro en la creación en si de la tienda online (Error). Bueno si, el dominio 10€, pero creo la web gratis con Mabisy, le pongo 2 colores, los 10 productos que tengo, y me olvido de configuraciones, de programación, SEO (un poquillo), ni leches en vinagre. (Error)

La primera estrategia de marketing que realizo a nivel offline, es contratar un stand en una feria de un municipio de la provincia de Málaga. Asistieron unas 15.000 personas. Fracaso absoluto. En la feria había negocios de todo tipo, desde jamones, ropa, hasta un stand de mascotas. No era el público adecuado. Y eso que me gasté cerca de 5.000€  entre stock de productos y alquiler del stand. En la radio del municipio contrato durante algunos días publicidad, ya que sale económico, y también sin exito. 3 días perdidos, dinero, trabajo y esfuerzo. (Error)

Stand

Se acerca la navidad, y planteo la inversión en publicidad de diferentes formas.

Imprimo 4.000 flyers que me ha diseñado una profesional, y realizo buzoneo por varias zonas de Málaga. (Error)

Pienso en montar un stand en un centro comercial, pero ya no me daba casi tiempo, además que después de pedir presupuestos me doy cuenta de que sale muy caro. (Menos mal que no lo hice)

Contrato publicidad de Google Adwords e invierto unos 200€-300€ en campañas específicas para los productos que más demanda pueden tener, y lógicamente haciendo un pequeño estudio de palabras clave etc etc etc. (Acierto)

Invierto en publicidad con Facebook Ads unos 100€. (Acierto)

Informe de la tienda online 2 meses después de abrir: 32 clientes captados, sobre todo a través de marketing online de pago, y una facturación de unos 4000 euros. En pérdidas, pero capto algunos clientes y empiezo a generar imagen de marca.

Voy a comentar primero las cagadas;

Principal error, invertir poco en recursos y publicidad online. Destiné la mayor parte a offline. En estos momentos no invertiría ni un solo euro en offline, a la hora de crear un ecommerce.

¿Para qué voy a una feria y pongo un stand en la que no va a estar mi público objetivo? Hice el tonto, lo se. Creo que por pena, los del stand de al lado me compraron 2 productos el último día, pero  ¡los 2 más económicos!. Con las ansias y las ganas de empezar a captar clientes con mi nueva empresa, no realicé un pequeño estudio de mercado, y no evalué donde se encuentran mis potenciales clientes y quienes son, y corrí demasiado. Vi que tenía dinero ahorrado, que había una feria, y me lancé sin pensar. Además, la empresa era como un mix de tienda online llevada a la tienda física (stand). A día de hoy, está claro que lo mejor hubiera sido evitar esa feria.

Flyers¿Buzoneo? ¿Flyers? ¿WTF!? A esto se le llama también derrochar el dinero, si lo que quieres es que tu tienda online empiece a funcionar. Cuesta muchísimo tiempo y además algo de dinero, y ¿para qué buzonear pudiendo llegar a miles de usuarios en la red a través de estrategias de marketing online?

Lo del stand en el centro comercial no quiero ni pensar el fracaso que hubiera podido ser, ya que suponía una gran inversión, y 1 mes antes ya había visto que en el stand de la feria fue mal, por lo que totalmente descartado.

Y lo mejor para el final…

A través de la inversión en publicidad en Google Adwords y Facebook Ads es de donde he conseguido la mayor parte de las ventas.

Así es la vida.

Eso si, el ROI (retorno de la inversión) de la publicidad online a sido aproximadamente de 0€, por lo que captar un cliente, no me aporta beneficio económico (a veces incluso gasto).

Después de este lapsus impulso-creativo-espacio-temporal de emprendimiento emocional de unos 2/3 meses, me doy cuenta de que tengo que incluir ciertos mandamientos en mis creencias:

Aprender a controlar el gasto de dinero, y el destino del mismo. He derrochado sin conocimiento más o menos la mitad de mis ahorros. Es un aspecto personal que tengo que mejorar si o si. Hay que escatimar en algunas ocasiones, y a día de hoy creo que he aprendido la lección.

No voy a invertir ni un solo euro en publicidad offline para un ecommerce o startup recién creado (a no ser que por la identidad de la startup sea absolutamente necesario).

Poner el foco 100% en el online. Captar clientes a través de redes sociales, herramientas de marketing, SEO (lo tengo que reconocer, tanto white como black) y empezar a mover el culo lo antes posible por este camino. Y eso hice, especializarme en todo lo referente a campañas de marketing, seo, adwords, y además creación de negocios, emprendimiento, etc y empaparme de todos los  conocimientos que me puedan interesar, ya sea haciendo cursos como echándole horas y horas en Youtube, webinars, etc. Ahora por ejemplo estoy siguiendo a Neil Patel, así como otros expertos en marketing que aportan información muy útil al respecto.


Este es un pequeño resumen de los primeros meses de vida de mi startup. Como un diario.

Voy a seguir publicando esta experiencia en la Parte 2, que estará disponible en breve, así que ¡espero que estés al loro para que te siga contando el final de la historia!